Moniciones – Quinto Domingo del Tiempo Ordinario – Ciclo “C”

MONICIONES DE ENTRADA 
Bienvenidos hermanos y hermanas a la celebración de la Eucaristía en este Quinto domingo del tiempo ordinario. Las lecturas de este domingo, nos presentan otra vocación y sus respuestas generosas a la invitación de Dios. La Iglesia necesita que cada uno de nosotros cumpla el compromiso de su vocación cristiana y seamos testigos fieles de Dios ante los hombres.

Recibamos con esperanza y alegría a los ministros de esta celebración eucarística y a nuestro sacerdote celebrante, Padre [….]
 
MONICION PRIMERA LECTURA
La misión de Isaías no será fácil porque deberá profetizar la ruina de Israel y Judá en castigo a sus infidelidades. Dios purifica los labios del profeta para que pueda cumplir su misión. Escuchemos.
 
MONICION SEGUNDA LECTURA
San Pablo, que se considera indigno y pecador, pero no ha defraudado la gracia que le ha sido concedida, explica cuál ha sido el contenido de su predicación. Que esta lectura ilumine nuestro diario actuar para no defraudar la gracia que Cristo nos da. Escuchemos.
 
ORACION DE LOS FIELES
Celebrante:
Al Santo de Israel y al Señor de la historia oremos en nombre de toda la humanidad. Digamos:
Escucha, Señor, nuestra oración
 
Por la Iglesia, santa y pecadora, purificada por el Espíritu de Dios y necesitada siempre de conversión.  Oremos con fe.
Escucha, Señor, nuestra oración..

Para que los pastores del Pueblo de Dios, los ministros de la Palabra, los consagrados y los fieles laicos vivamos el Evangelio con espíritu profético y convicción orante… Oremos con fe.
Escucha, Señor, nuestra oración.

Por nuestros gobernantes y líderes políticos, para que iluminados por el Espíritu Santo, puedan crear leyes que busquen fortalecer la familia tal como fue desde el inicio según el plan de Dios. Oremos con fe.
Escucha, Señor, nuestra oración.

Para que Jesús, el Pan de la Vida, sea el alimento de nuestra fe y la fuerza que nos impulse a ser solidarios, generosos y desinteresados. Oremos con fe..
Escucha, Señor, nuestra oración.

Por los que viven alejados de Dios, envueltos en sus comodidades y caprichos; para que encuentren en nosotros los cristianos el testimonio que necesitan para cambiar de actitud. Oremos con fe
Escucha, Señor, nuestra oración.

Celebrante:
Escucha, Señor, la oración de tu pueblo, y ya que recompensaste la fe de los discípulos que echaban las redes en nombre de tu Hijo dándoles una pesca abundante, no desoigas lo que con confianza te hemos suplicado. Por Jesucristo nuestro Señor.
Amén

 

Moniciones – Cuarto Domingo del Tiempo Ordinario – Ciclo “C”

MONICIONES DE ENTRADA
Bienvenidos hermanos y hermanas a esta eucaristía del Cuarto Domingo del Tiempo Ordinario. En las lecturas de hoy escucharemos la vocación del profeta Jeremías, quien no fue bien recibido por su pueblo. Cristo, el gran profeta del Nuevo Testamento, fue también rechazado por su propia gente.

Por favor entonando el canto de entrada, recibamos con esperanza y alegría a los ministros de esta celebración eucarística y a nuestro sacerdote celebrante, Padre [….]

MONICION PRIMERA LECTURA
La primera lectura nos habla de la vocación de un gran profeta: Jeremías. El profeta es elegido para que diga todo cuanto Dios le mande proclamar, sin desmayar ante los grandes de la tierra porque Dios cuida de él. Escuchemos.

MONICION SEGUNDA LECTURA
En su primera carta a los corintios, San Pablo compone un himno sublime al amor. Lo describe como paciente, servicial, desinteresado, excusándolo todo, creyéndolo todo, esperándolo todo y que perdurará por siempre. El amor es un don del Espíritu Santo. Así debe ser nuestra caridad. Escuchemos.

ORACION DE LOS FIELES
Celebrante:
Oremos a Dios que desde nuestro Bautismo nos ha consagrado como profetas de su Reino y pidámosle que nos conceda predicar con nuestras vidas el mandamiento del amor. Digamos:
Te rogamos Señor, óyenos

Por el Papa Francisco, nuestro Obispo Pedro, sacerdotes y los miembros de la Iglesia para que nos dejemos llenar y guiar por el Espíritu Santo por el camino de Cristo hacia la Casa del Padre. Oremos.
Te rogamos Señor, óyenos

Por la Santa Iglesia de Dios. Para que comunique a todos la alegría del encuentro con Cristo vivo y Resucitado. Oremos.
Te rogamos Señor, óyenos

Para que el Señor mire con amor a los que sufren física o moralmente, y para que transforme sus angustias en gozo y sus dolores en bienestar. Oremos.
Te rogamos Señor, óyenos

Por los pobres, los enfermos, los solos; para que el Señor les muestre su rostro misericordioso y encuentren personas capaces de ayudarles en sus necesidades. Oremos.
Te rogamos Señor, óyenos

Para que los que estamos celebrando nuestra fe en la mesa del Señor, vivamos nuestra vocación profética con audacia y caridad sincera. Oremos
Te rogamos Señor, óyenos

Por los matrimonios, para que renueven en el Himno del San Pablo los lazos del Amor, que siempre aguanta, disculpa, espera, cree. Oremos.
Te rogamos Señor, óyenos

Celebrante:
Señor y Padre nuestro, que nos invitas a vivir la caridad hasta las últimas consecuencias, atiende nuestros ruegos, y haz que en Ti encontremos la fortaleza, la ilusión y la vida. Por Jesucristo nuestro Señor.
Amén.

Moniciones – Tercer Domingo del Tiempo Ordinario – Ciclo “C”

MONICIONES DE ENTRADA
Bienvenidos hermanos y hermanas a esta eucaristía del Tercer Domingo del Tiempo Ordinario. En las lecturas de hoy escucharemos la eficacia y autoridad que tiene la Palabra de Dios.

Los invito para que se pongan de pie entonando el canto de entrada, para recibir con esperanza y alegría a los ministros de esta celebración eucarística y a nuestro sacerdote celebrante, Padre [….]

MONICION PRIMERA LECTURA
A Dios nadie lo ha visto. Él manifiesta su voluntad por la ley escrita en el corazón de los seres hermanos y por medio de los profetas inspirados. El pueblo, congregado en torno a Esdras, escucha con veneración la lectura del libro sagrado. Escuchemos

MONICION SEGUNDA LECTURA
En su primera carta a los Corintios, San Pablo usa el ejemplo del cuerpo humano para explicar el gran misterio del Cuerpo Místico de Cristo. Todos nosotros somos distintos, pero formamos una comunidad y la cabeza de todo es Cristo. Escuchemos.

ORACION DE LOS FIELES
Celebrante:
Como pueblo convocado por la Palabra del Señor, unidos en un mismo Espíritu oremos a Dios que quiere liberar a la humanidad de cuanto la oprime para anunciarle su Buena Noticia de la salvación. Digamos:
Padre, escúchanos.

Por la Iglesia, el Papa y los Obispos, para que siempre su enseñanza se base en la libertad del hombre, en la solidaridad hacia los más débiles y el amor que Cristo nos enseñó. Oremos.
Padre, escúchanos.

Por la Iglesia, Cuerpo Místico de Cristo: para que con espíritu misionero haga oír su voz profética enseñando a los hombres lo que contempla en la Palabra de Dios. Oremos.
Padre, escúchanos.

Por los que han recibido en la Iglesia el encargo de la palabra de Dios; los exegetas, que la interpretan: los teólogos, que profundizan su sentido; los pastores y los catequistas, que la anuncian; para que sepan actualizarla, iluminando la vida de los oyentes. Oremos.
Padre, escúchanos.

Por nuestros jóvenes; para que escuchen la Palabra de Dios y respondan con generosidad a su llamada a la vida religiosa y sacerdotal. Oremos.
Padre, escúchanos.

Por la unidad de los cristianos, para que pronto formemos todos un solo cuerpo viviendo todos dentro de la misma Iglesia. Oremos.
Padre, escúchanos.

Por cada uno de nosotros: para que la celebración de la Eucaristía avive en nuestro interior los mismos sentimientos de Cristo, y seamos sensibles con el sufrimiento de nuestros hermanos. Oremos.
Padre, escúchanos.

Celebrante:
Mira con misericordia a tu Iglesia, escucha sus oraciones, y haz que con fidelidad anuncie tu Palabra que es espíritu y vida. Por Jesucristo nuestro Señor.
Amén

Moniciones – Segundo Domingo del Tiempo Ordinario – Ciclo “C”

MONICIONES DE ENTRADA
Bienvenidos hermanos y hermanas Iniciamos el tiempo ordinario en el que estamos llamados a la alegría y a la esperanza. Es tiempo de los signos y de las señales que se descubren desde la fe. Sigamos a Jesús en su caminar acompañados de María Nuestra Madre.

Los invito para que se pongan de pie entonando el canto de entrada, para recibir con esperanza y alegría a los ministros de esta celebración eucarística y a nuestro sacerdote celebrante, Padre [….]

MONICION PRIMERA LECTURA
En esta primera lectura escucharemos, del profeta Isaías, un gozoso anuncio de la salvación de Dios. Veremos como Dios ama a su pueblo. Escuchemos.

MONICION SEGUNDA LECTURA
Dios Espíritu Santo ofrece diversidad de dones a su Iglesia, un Solo Dios un Solo Espíritu que obra en todos. Esta lectura nos hablará de la diversidad de dones y carismas que hemos recibido y que provienen de un solo Espíritu. Escuchemos.

ORACION DE LOS FIELES
Celebrante:
Hermanos, Invoquemos a Dios que bendice a su Iglesia con diversidad de ministerios y carismas y digámosle:
Renueva nuestras vidas Señor..

Por la Iglesia; para que esté atenta a las necesidades de todos los hombres que buscan al Señor desde sus distintas realidades Oremos.
Renueva nuestras vidas Señor.

Para que en este año que comienza, las guerras y los conflictos cesen y la Paz de Cristo reine en todos los rincones de la tierra, Oremos.
Renueva nuestras vidas Señor.

Por los gobernantes de la tierra: para que sean sensibles al sufrimiento de los más pobres y hagan justicia a los oprimidos. Oremos.
Renueva nuestras vidas Señor.

Por los matrimonios: para que el Señor les dé fortaleza y unidad para educar en la fe, la esperanza y el amor. Oremos.
Renueva nuestras vidas Señor.

Por todos los inmigrantes y emigrantes del Mundo. Para que encuentre siempre consuelo y fortaleza en Cristo, quien vivió también el drama y dolor de ser migrante. Oremos.
Renueva nuestras vidas Señor..

Celebrante:
Padre, acoge estas súplicas que por intercesión de María Madre de tu Hijo te presentamos, por Jesucristo nuestro Señor.
Amén.

 

Moniciones – Fiesta del Bautismo del Señor Ciclo “C”

MONICIONES DE ENTRADA
Bienvenidos hermanos y hermanas a la celebración de la Eucaristía en este día que celebramos el Bautismo de Jesús en el río Jordán y con esta fiesta terminamos el gran tiempo navideño. Al salir Jesús del agua, el Padre proclama que Jesús es su Hijo muy amado y el Espíritu Santo, se posa sobre Él.

Los invito para que se pongan de pie entonando el canto de entrada, para recibir con esperanza y alegría a los ministros de esta celebración eucarística y a nuestro sacerdote celebrante, Padre [….]

 MONICION PRIMERA LECTURA
Ésta lectura, tomada del libro de Isaías, es el primer cántico del siervo del Señor. Este siervo está llamado por Dios y formado por El para traer la justicia a las naciones. Él es humilde pero lleno de fortaleza; es el preferido de Dios y ungido por el Espíritu Santo. Escuchemos.

MONICION SEGUNDA LECTURA
La segunda lectura es del libro de los hechos de los apóstoles. Ella resume enseñanza fundamental sobre Cristo, quien fue bautizado y ungido por Dios con la fuerza del Espíritu. Por eso tuvo el poder de proclamar el reino de Dios y de curar a los enfermos, porque Dios estaba con Él. Escuchemos

 
ORACION DE LOS FIELES
Celebrante:
Hermanos, al celebrar hoy la fiesta del Bautismo del Señor que fue ungido por el Espíritu de Dios, oremos unidos a toda la Iglesia:
Escucha, Señor, nuestra oración.

 Para que todos los bautizados en Cristo, amados y elegidos de Dios, ungidos por el Espíritu Santo, pasemos, como Cristo, haciendo el bien y curando a los oprimidos por el mal. Oremos al Señor.
Escucha, Señor, nuestra oración.

Para que la Iglesia no tema comprometerse en la promoción de la justicia y la paz. Oremos al Señor.
Escucha, Señor, nuestra oración.

Para que los padres cristianos, al presentar a sus hijos para el bautismo, sean conscientes de su responsabilidad de transmitirles la vivencia de su fe. Oremos al Señor.
Escucha, Señor, nuestra oración.

Para que en nuestros trabajos, quehaceres, obligaciones, cargos, imitemos a Cristo, que no vino a ser servido sino a servir, Oremos al Señor.
Escucha, Señor, nuestra oración.

Por toda la iglesia; para que en este nuevo año iniciemos un caminar en la construcción de un mundo donde brille el amor y podamos ser un signo luminoso de la presencia de Cristo entre nosotros, Oremos al Señor.
Escucha, Señor, nuestra oración.

Para que el mensaje del Evangelio que anuncian los misioneros dé frutos de santidad en quienes lo reciben. Oremos al Señor.
Escucha, Señor, nuestra oración.

Celebrante:
Creemos, Señor, que Tú eres el Hijo amado del Padre: por eso te pedimos que le presentes nuestras oraciones para que manifieste su poder y salve a la humanidad que Tú adquiriste con tu Sangre. Que vives y reinas por los siglos de los siglos.
Amén.