Moniciones – IV Domingo de Cuaresma – Ciclo C

Moniciones IV Domingo de Cuaresma – Ciclo C

MONICIONES DE ENTRADA
Queridos hermanos, muy buenas (tardes, noches, días): [Este es el mejor momento para que apaguemos nuestros teléfonos celulares.]

Sean todos bienvenidos a esta Eucaristía del Cuarto Domingo de Cuaresma. Jesús nos va a narrar, hoy, la bellísima parábola del Hijo Prodigo que también termina con regocijo, con una fiesta. Y es símbolo de la fiesta que hay en cielo cuando un pecador se convierte.

Nos ponemos de pie por favor y con espíritu humilde y con mucha alegría entonando el canto de entrada recibamos a los servidores de esta celebración eucarística y a nuestro sacerdote celebrante, Padre [….]

MONICION PRIMERA LECTURA
Hoy leeremos como primera lectura, tomada del libro de Josué, la primera Pascua que celebró el pueblo de Israel ya en la tierra prometida.

MONICION SEGUNDA LECTURA
Pablo de Tarso expresa magistralmente en esta segunda lectura, sacada de la Segunda Carta a los fieles de Corinto, la doctrina de la reconciliación con Dios.

ORACION DE LOS FIELES
Celebrante:
Celebremos nuestra fe y bendigamos a Dios, que es bueno y que siempre nos escucha, y digámosle junto a toda su Iglesia:
Sálvanos, Señor, que esperamos en Ti.

Por la Iglesia, que ha recibido de Cristo la misión de reconciliar; para que, en medio de las tensiones y las actividades agresivas, sea fermento de unidad y de paz…Roguemos al Señor…
Sálvanos, Señor, que esperamos en Ti

Te pedimos, Padre, por el Papa, Cardenales, Obispos, Sacerdotes y todos los llamados a servir a tu pueblo, para que inviten con sus actitudes, ejemplos y modo de vivir a la reconciliación con Dios. Roguemos al Señor…
Sálvanos, Señor, que esperamos en Ti

Para que mirando a Jesús, que invita a los pecadores al banquete del Reino, la Iglesia, con actitudes de misericordia, apertura y cercanía, llame a todos a la conversión, y a todos acoja en su seno. Roguemos al Señor.
Sálvanos, Señor, que esperamos en Ti

Para que la gracia, que Cristo nos mereció con su muerte y resurrección, cure las heridas del odio, el rencor y el egoísmo, de los pueblos, las familias y los corazones. Roguemos al Señor.
Sálvanos, Señor, que esperamos en Ti

Por los que viven alejados de Dios, para que imitando al Hijo Pródigo, reconozcan su culpa y vuelvan al Padre de la misericordia. Roguemos al Señor.
Sálvanos, Señor, que esperamos en Ti

Celebrante: Dios de las misericordias y Padre de bondad, mira las oraciones que con confianza te hemos presentado, encamina nuestros pasos hacia Ti, y haznos testigos de tu amor incondicional. Por Jesucristo nuestro Señor.
Amén

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s