Moniciones – Quinto Domingo del Tiempo Ordinario – Ciclo B

MONICIONES DE ENTRADA

Queridos hermanos, muy buenas (tardes , noches, días):
[Este es el mejor momento para que apaguemos nuestros teléfonos celulares.]

Hermanos bienvenidos al Quinto Domingo del tiempo Ordinario. Con su poder divino Jesús vence el mal que trata de dominarnos de muchas maneras: físicas y espirituales, como veremos en el caso de Job y en los numerosos enfermos que cura Cristo.
Por favor pongamos de pie y con mucha alegría entonando el canto de entrada recibamos a nuestro sacerdote celebrante, Padre [….]

MONICION PRIMERA LECTURA

La lectura del libro de Job lamenta la lucha del día a día y el aparente vacío de la vida. ¿Por qué hay sufrimientos? Escuchemos cómo Job nos explica su situación, semejante al dolor de muchos seres humanos de todas partes.

MONICION SEGUNDA LECTURA

Para San Pablo evangelizar es un deber porque el Evangelio no le ha sido dado para que lo guarde, sino para los demás. El Apóstol nos da su testimonio personal.

ORACION DE LOS FIELES

Celebrante:
Hermanos, acudamos a Dios que nos anuncia su Evangelio de paz y libertad, y, haciendo nuestras las necesidades de todos los hombres digamos con fe:
Te rogamos, Señor, óyenos.

Por la santa Iglesia, extendida por todo el mundo: para que continúe siempre el trabajo de Jesús alentando a los enfermos y consolando a los afligidos. Roguemos al Señor.
Te rogamos, Señor, óyenos.

Por nuestra comunidad de habla hispana y por todos los cristianos, para que cultivando nuestra vida interior y viviendo en amistad con Jesucristo, sepamos dar sentido evangélico a nuestro cotidiano vivir. Roguemos al Señor.
Te rogamos, Señor, óyenos.

Por nuestros gobernantes: para que la justicia social sea su programa de acción y trabajen para que la humanidad pueda vivir con dignidad. Roguemos al Señor.
Te rogamos, Señor, óyenos.

Por los jóvenes de esta comunidad y de nuestra parroquia: para que presten atención al Señor que los llama a seguirle en la vida religiosa y sacerdotal. Roguemos al Señor.
Te rogamos, Señor, óyenos.

Para que los encarcelados, en especial los jóvenes, tengan la posibilidad de reconstruir una vida nueva… Roguemos al Señor.
Te rogamos, Señor, óyenos.

Somos una comunidad que se deja interpelar por el mensaje de su Maestro. Pidamos por nuestro Plan Pastoral, para que pueda ser llevado a plenitud con la participación de todos nosotros. Roguemos al Señor.
Te rogamos, Señor, óyenos.

Celebrante:
Padre y Señor nuestro, que enviaste a Jesucristo para aliviar a los que sufren y para anunciar tu salvación, escucha nuestras oraciones, y haz que nos dejemos sanar por su Palabra y su presencia. Por el mismo Jesucristo, nuestro Señor. Amen
Amén.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s